Este domingo a la mañana se realizó un nuevo allanamiento en el barrio Ampliación Elena White. La policía ya detuvo a cuatro personas.

Priscila Paz, de 27 años Salió de su casa el sábado 21 de julio cuando se dirigió a su trabajo en el Hotel Alojamiento Ovni, de El Manantial, y nunca regresó a su hogar.

Al cumplirse una semana desde que fue vista por última vez, todas las hipótesis de los investigadores, apuntan a que podría haber sido víctima de un crimen.

Paz salió de trabajar el domingo a la mañana de un hotel de El Manantial. Debía trasladarse hasta San Pablo en ómnibus para llegar a su casa, donde la esperaban su hijo de tres años y sus padres, pero nunca llegó.

Policías de las divisiones Trata de Personas y de Homicidios, al mando de los comisarios Julio Fernández, Jorge Dip y Diego Bernachi, aprehendieron a los sospechosos en cuatro días. El primer arrestado, oriundo de la localidad de Ohuanta, estaría detenido por una línea de investigación que fue perdiendo fuerza, pero aún no está descartada totalmente, por lo que seguirá tras las rejas.

Los otros tres arrestados están mucho más complicados. Según la investigación, ellos fueron los que utilizaron el celular de Priscila después de que desapareciera. Negaron tener algo que ver en el caso, pero detrás de la vivienda de uno de ellos encontraron un celular que habría sido de la víctima. Además, la Justicia tendría confirmado que mantuvieron conversaciones entre ellos antes, durante y después de la desaparición de la joven madre.

Los sospechosos cayeron en numerosas contradicciones sobre qué hicieron ese día. Habrían explicado que usaron el aparato porque lo habrían comprado a otras personas que no supieron identificar. Por ese motivo aseguraron que no conocen a Priscila y que no saben dónde puede estar.

Para la fiscala Reuter, el silencio de los sospechosos se debe a que en el caso podría estar involucrado un transa importante de la zona, que aterroriza a los acusados; a su entorno y a sus vecinos.

Las imágenes de las cámaras de seguridad registraron la salida de Priscila después de las 7 de la mañana, pero no tienen el alcance necesario para filmar del otro lado de la ruta, es decir, no se puede confirmar o descartar que se haya subido al ómnibus como dijeron dos testigos.

Fuente- Los Primeros

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here